Manipulación en Telemadrid. Sexo, mentiras y cintas de vídeo

Si le decimos a un neocón que hemos descubierto un canal de televisión con una programación absolutamente sectaria e inmisericorde con los periodistas rebeldes, que aplaude el sexo con las jovencitas y la ingestión de bebidas alcohólicas y otras drogas, seguro que pensaría en la televisión venezolana o la cubana. Claro, el gorila Hugo Chávez…

Tu voto: